sábado, 22 de agosto de 2015

UN JARDÍN JAPONÉS EN BAYONA

El Jardín Botánico de Bayona está situado en uno de los bastiones de la muralla de la ciudad y fue creado entre 1985 y 1990 por el Servicio de Espacios Verdes.




El diseño predominante del jardín es el japonés, así, se puede observar el trazado irregular, recorrido por caminos sinuosos que van descubriendo pequeños espacios aislados en los que se encuentran bancos para sentarse a descansar y disfrutar del ambiente. 

Pero también hay detalles que recuerdan que se encuentra en el País Vasco Francés, tales como la pequeña casa de exposiciones, típicamente vasca o el mosaico que hay a la salida del bosque de bambú representando el lauburu. 



El jardín está dividido en sectores formados por diversas terrazas de plantación. Las plantas que se encuentran en él fueron elegidas por su belleza, su curiosidad, o su novedad. 
Hay plantados alrededor de mil taxones, y a diferencia de los jardines botánicos tradicionales, estos están mezclados, plantados en función de las formas, texturas y colores que logren las mejores combinaciones para agradar a los sentidos. 






Los materiales empleados en la construcción son reutilizados, la piedra de los caminos, los listones  y traviesas de madera... todos procedentes de los alrededores de Bayona. 




Avanzando por los caminos se van encontrando las diversas estructuras de estilo japonés, como la pérgola, la pasarela, el puente sobre el estanque, todas ellas teñidas de rojo, al igual que los bancos, tal como ocurre en el jardín japonés típico. 






Es conocido por su colección de arces japoneses y de bambús. Además, se pueden encontrar otras especies de origen asiático, entre ellas varios ejemplares de Cryptomeria japonica, de Cycas revoluta y varias peonías.  




Asimismo se pueden ver agapantos, amarilis, alstroemerias, hortensias, hibiscos... Y otras plantas, tal vez menos conocidas, como Hosta, Ceratostigma, Corokia cotoneaster, Campanula poscharskyana... Todas ellas procedentes de distintas partes del Globo. 




Toda la colección de vivaces fue plantada por el Servicio en colaboración con el grupo de productores de planta ROCFLOR. 



En el pequeño estanque viven, entre las diversas plantas acuáticas, varias tortugas y grandes carpas Koi. 


Al finalizar el camino que recorre el jardín se llega de nuevo a la entrada de la sala de exposiciones, donde este año hay una muestra sobre los herbarios, su papel en la conservación de plantas, su evolución en la historia, cómo hacer uno... 


El jardín me pareció precioso, lleno encanto y muy cuidado. Parece más un jardín de recreo, para pasear o sentarse a leer, que un jardín botánico formal con fines educativos. 
Sin embargo, todas las plantas están etiquetadas como corresponde, el personal que se encuentra realizando labores de mantenimiento responde amablemente a todas las preguntas que les puedas plantear y tienen un amplio programa de actividades didácticas, muchas de ellas para niños, muy interesantes y apetecibles.  


Ahora que lo he descubierto se ha convertido en visita obligada cada vez que vaya a Bayona, y a todos los que vayáis a la ciudad, que es preciosa, os animo a que os acerquéis, ya veréis cómo merece la pena. 


El jardín abre del 14 de abril al 17 de octubre, 
de martes a sábado de 9:30 a 12:00 y de 14:00 a 18:00.

La entrada es gratuita y el recorrido recomendado para ver todo el jardín tiene una duración aproximada de una hora. 

Avenue du 11 Novembre, Allée de Tarrides. Bayonne

2 comentarios:

  1. Respuestas
    1. C'est vrai, je ne le connaissais pas et maintenant est un des mes jardins préférés.
      Merci beaucoup pour votre commentaire. :)

      Eliminar